Categorías
Sin categoría

Cómo utilizar la resina epoxi, trucos y guía general

Definición: La resina epoxi es un polímero líquido bicomponente termoendurecible.

Más allá de las definiciones “técnicas”, la resina epoxi es un producto líquido que, cuando se expone a una temperatura mínima de 10-15 °C, comienza a catalizar, convirtiéndose así en sólida.

He aquí algunos puntos “esenciales” para los que se acercan a este producto por primera vez.

¿Cómo se dosifica la resina?

Al tratarse de un bicomponente, usted tiene a su disposición 2 frascos, uno que contiene la resina “A” y el otro el endurecedor “B”.

 

 

Equipada con una báscula electrónica para pesar gramos y un recipiente donde se pueden combinar líquidos.

  • Ponga la cantidad de A que piensa que necesita, tratando de conseguir una cifra redonda en gramos (por ejemplo, 200 g), esto facilitará el cálculo de la cantidad de endurecedor que añadir.
  • Cada producto indica en el frasco de B (o en ambos) la proporción de uso.
  • Tomemos un ejemplo con 100 A: 60 B. Multiplique los gramos de A previamente pesados(200 g) por 60 y luego divida por 100 para obtener los gramos de B a añadir.

Ejemplo práctico (proporción 100:60).

40 g de componente A. ¿Cuánto componente B debo añadir?

Solución à 40/100 = 0,40 à    0,40 x 60= 24  24 gramos de B.

¿Se puede usar esta fórmula para cada proporción de empleo, 100:50, 100:30, etc.

 

¿Cómo se prepara la resina?

Después de una dosificación cuidadosa, la resina debe mezclarse irregularmente (es decir, no siempre en la dirección habitual) durante al menos 2-3 minutos.  Esta parte es fundamental, ya que si se mezcla solo durante unos segundos, no será bien homogénea a nivel molecular, por lo que permanecerá blanda/opaca en algunas partes.

 

¿Se vuelve muy dura la resina?

El grado de dureza depende de la formulación, del tiempo de reposo y de la temperatura de catálisis.

Además, la resistencia mecánica de la resina continúa aumentando hasta 4 a 5 días después de la aplicación.

Así que después de 24 horas todavía puede parecer blanda, pero en los días siguientes continuará endureciéndose hasta que se convierta en un plástico “duro”

 

¿Cómo se solidifica la resina epoxi? ¿Se puede acelerar el proceso de endurecimiento?

Una vez más, depende de la formulación y de la temperatura.

Sin embargo, al ser un polímero “TERMOENDURECIBLE”, cuanto más se expone al calor, más rápida es la catálisis.

 

 

Como regla general, por cada 10 °C de más, el tiempo de catálisis se divide por la mitad.

Ejemplo.

20°Cà  3h00’

30°Cà  1h30’

40°Cà  0h45’

 

Para acelerar la catálisis, es suficiente con mantener la colada cerca de una fuente de calor (incluso un simple radiador). Sin embargo, tenga cuidado de no calentar las coladas de más de 1 cm de espesor. De hecho, la resina podría calentarse demasiado debido al efecto masa (que se explica en la guía).

Efecto “masa”.

Este término describe el fenómeno de exotermia (es decir, liberación de calor) que se produce cuando la resina se vierte en espesores altos (superiores a 1 cm). De hecho, las moléculas de A, al unirse con las moléculas de B, liberan calor, que se dispersa inmediatamente en el caso de espesores mínimos. Cuando el espesor de la colada es superior a 1 cm, el calor se disipa más lentamente, por lo que la colada comienza a calentarse.

Este calentamiento acelera aún más la reacción, lo que hace que la temperatura aumente todavía más. Por esta razón, evite vaciar demasiada resina de una sola vez, para evitar que se “cueza” (creando grietas, burbujas y oscurecimiento).

¿La resina amarillea?

Todas las resinas (incluso con los filtros UV “anunciados”), tarde o temprano, cuando se exponen a la luz solar, tienden a cambiar de color, variando a un tono ámbar. Puede tardar algunas semanas o muchos años dependiendo de la exposición a la luz solar (al aire libre amarillea antes), del espesor de la resina (cuanto más espesa sea, antes aparecerá) y del tipo de coloración. Por ejemplo, si la resina está coloreada con un color “intenso” como el rojo o el negro, no se verá el amarilleo, mientras que si es blanco o rosa, lo notará antes.

Las resinas suelen caracterizarse por un bajo amarilleo y, por lo tanto, pueden utilizarse en productos que requieran no cambiar de color durante varios años (si se mantienen dentro de una casa), tales como cuadros, mesas o joyas.

 

¿Cómo eliminar las opacidades superficiales o las pequeñas ondas formadas tan pronto como se solidifican?

Estas opacidades superficiales (especialmente en la estación fría) son el resultado del efecto de la humedad ambiental, que crea una pátina en la superficie de la colada. Al principio no se nota, pero en cuanto se solidifica, pueden verse halos opacos e incluso una película ondulada, en algunos puntos.

Existen varias estrategias para evitar este fenómeno:

  1. trabajar en un ambiente de baja humedad (¿deshumedecido?) o calefactado;

2. recalentar los 2 componentes antes de colarlos (por ejemplo, manteniéndolos en un radiador); mezcle

3. la resina con el endurecedor y aplíquela solo cuando empiece a calentarse (de modo que la reacción se inicie cuando aún esté en el recipiente). Esta operación es esencial, pero requiere un mínimo de atención.

De hecho, la resina (dependiendo de la cantidad preparada, debido al efecto “masa”) puede tardar algunas decenas de minutos antes de calentarse. Deberá revisarse cada 5 minutos y tan pronto como alcance los 40 °C (cuando está más caliente que nuestra mano) podrá aplicarse. Algunas de las moléculas ya han reaccionado de esta manera y, por lo tanto, son menos vulnerables a la humedad ambiental. Sin embargo, tenga cuidado de no esperar demasiado tiempo antes de vaciar; de lo contrario, ¡corre el riesgo de que solidifiquen en el recipiente!

4. Es aconsejable no aplicar por la noche o cuando llueve (dado que aumenta la humedad ambiental).

5. No aplique en soportes que aún contengan humedad, como cemento fresco o madera no desecada

 

¿Cómo se pule la resina?

Existen varios métodos. Depende en gran medida del tamaño y de la regularidad de la superficie que se debe pulir.

Cuanto más grande (o irregular) sea la superficie, como una joya o una miniatura, más conveniente será utilizar un barniz en aerosol. El aerosol ideal es el de poliuretano transparente que se utiliza para el lacado de muebles. Si no estuviese disponible (como sencilla alternativa), se puede utilizar el aerosol acrílico transparente que se encuentra en las ferreterías. Sin embargo, por lo menos son necesarias 2-3 capas de aerosol para conseguir un buen acabado.

El método que garantiza el mejor efecto estético es el pulido manual con lija (hasta el grano 1500) y luego acabar con el clásico “pulido” (es decir, la pasta de pulir) que se utiliza para pulir el plástico de los faros de coche. Esta técnica, sin embargo, requiere experiencia y un pulidor orbital; de lo contrario, siempre habrá arañazos e irregularidades. Recomendado solo a profesionales con el equipo adecuado, y para objetos no demasiado grandes y bastante regulares.

 

Otro método es aplicar con una brocha (o mediante colada) un acabado de resina epoxi (después de lijar hasta el grano 400).

El consejo es esperar a que la resina se vuelva más viscosa (dejándola reposar en el recipiente después de la preparación) y luego alcance una consistencia más cercana a la “miel”. En ese momento se puede empezar a aplicar con una brocha (o mediante colada, si se quiere obtener un efecto espejo).

 

¿Cómo se eliminan las burbujas de aire de las coladas de resina?

Aunque para eliminar las burbujas al 100 % se necesitan desgasificadores, hay algunos trucos que pueden ayudarnos a minimizar la presencia de burbujas en las creaciones.

1) mezcle la resina durante un tiempo más largo pero de una manera más delicada

2) cuando se vacía la resina, trate de no hacerla caer desde arriba, sino vacíela desde el lugar más cercano a la superficie posible

3) una vez mezclada la resina, déjela reposar durante unos minutos para hacer que salgan las burbujas de aire

4) una vez colada, pase una fuente de calor (pistola de calor o llama, NO un secador de pelo) para reventar las burbujas en la superficie.

Una vez que la resina se ha endurecido, ¿se puede limar, cortar o perforar?

Así es. Una vez bien catalizada (24 h-48 h) según la temperatura de catálisis, la resina se puede trabajar como plástico duro normal.

¿Con qué se puede colorear la resina?

Prácticamente con cualquier cosa, incluidos polvo, tierra y pigmentos metálicos. Mientras los colorantes estén “secos” (por ejemplo, polvo o arena) no hay problema (siempre que estén perfectamente secos).

Cuando, en su lugar, quiera añadir colores pastel o líquidos, asegúrese de que sean compatibles con las resinas epoxi.

Si no son compatibles (p. ej., esmaltes o témperas) solo se pueden añadir unas pocas gotas, ya que una dosificación excesiva podría comprometer la mecánica de la resina y su brillo (p. ej., volviéndola blanda o pegajosa).

Resumiendo… las Tres Reglas de Oro

Como es difícil recordar todos los consejos, recomendamos a los principiantes que se centren en 3 puntos fundamentales.

  1. Dosificación y mezcla correcta con balanza electrónica y mezcla de al menos 2 minutos.
  2. Aplicación a una temperatura mínima de 20 °C evitando ambientes (o superficies) húmedos de aplicación (si no está seguro del contenido de humedad, deje que la resina se caliente antes de vaciarla, como se describe al principio de la guía).
  3. Utilización de una pistola de calor/llama para eliminar burbujas en la superficie.

Una respuesta a «Cómo utilizar la resina epoxi, trucos y guía general»

Responder a luis guillermo medina p. Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *